Manual de Obradores Compartidos

Una herramienta de dinamización socioeconómica del territorio

La transformación de alimentos es una actividad económica fundamental que, además de posibilitar el desarrollo de las culturas alimentarias de cada sociedad y territorio, ha permitido la conservación de alimentos a través de una enorme diversidad de técnicas. Actualmente, el sistema alimentario industrial nos permite un acceso barato y cómodo a todo tipo de alimentos, sin embargo, somos conscientes también de los impactos que este consumo provoca. Consumimos alimentos procesados en exceso, comemos frutas y verduras fuera de su temporada local, que viajan miles de kilómetros y que a menudo han sido producidos en monocultivos con un elevado uso de agrotóxicos y por medio de la explotación laboral. Mientras tanto, abandonamos nuestros pueblos y es muy difícil vivir de la agricultura a pequeña escala.

Un obrador compartido es un espacio donde varias personas o empresas pueden preparar sus elaboraciones para sacarlas al mercado con un registro sanitario. Puede tener muchas formas de gestión y organización según veremos a lo largo de este manual. La figura en sí y el marco normativo son los mismos, por tanto, las referencias técnicas son válidas para todos los modelos.

Estos obradores son herramientas fundamentales para el trabajo con la comunidad, la implicación agroecológica y la reducción de residuos y contaminación. Son espacios compartidos para el aprovechamiento y la preparación de víveres, donde puede producirse empleo, reactivar una zona económica o demográficamente y, sobre todo, acercar y materializar la producción gastronómica tradicional, alejada de la cadena industrial.

Entendemos estas opciones como pequeños motores de la actividad primaria, del cultivo y el cuidado de la tierra, pero también de la revalorización del producto propio y de proximidad, del que es posible conocer directamente el proceso de elaboración; asimismo, permiten establecer relaciones directas con las personas que lo producen. Son pequeños motores que, si optimizamos los recursos en red con otros proyectos productivos, con otros obradores, con mercados o el pequeño comercio y con la complicidad de las administraciones municipales, pueden reactivar y fortalecer la economía local, acercar el medio rural a las ciudades y generar no solo puestos de trabajo, sino proyectos de vida digna.

Esperamos que este material se convierta en una pequeña aportación para reorientar la brújula, con cuidado y aprecio, hacia lo local.

Aquí podéis descargar el Manual de Obradores Compartidos manual-obradors-cas-1-1

 

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.