Maíz ceroso GM: El Caballo de Troya de la edición genómica se abre puertas

Al menos cinco países —Argentina, Brasil, Canadá, Chile y Estados Unidos— aprobaron la variedad de maíz genéticamente modificado con una técnica de edición genómica llamada CRISPR, sin someterlo a una evaluación de riesgos y a las regulaciones de los cultivos genéticamente modificados. Otros países podrían hacer lo mismo pronto.
El maíz GM es producido por Corteva, compañía de origen estadounidense, la segunda compañía de semillas más grande del mundo y la cuarta productora de pesticidas. Corteva describe a la variedad como “maíz ceroso” que, como las variedades de maíz ceroso convencionales, produce un almidón con un elevado contenido de amilopectina y bajo en amilosa. En este caso, Corteva usó ingeniería genética para reprimir los genes productores de amilosa responsables de producir amilosa en sus variedades híbridas de maíz no cerosas.
Una descripción detallada del maíz ceroso transgénico de Corteva, fue publicado esta semana por la Canadian Biotechnology Action Network (Red Canadiense de Acción en Biotecnología, CBAN).
No obstante que Corteva usa transgenes y bombardeo de partículas para desarrollar su maíz ceroso GM, afirma que el cultivo no debiera estar regulado como organismo genéticamente modificado, debido a que el material transgénico, de acuerdo a la compañía, ya no está presente en las semillas que se comercializan. Hasta ahora, las autoridades pertinentes de Argentina, Brasil, Canadá, Chile y Estados Unidos autorizaron el cultivo para su liberación comercial teniendo esta afirmación como base y sin someterlo a una evaluación de seguridad exigida para otros cultivos genéticamente modificados. Por otro lado, como lo hizo notar CBAN, “Corteva parece no haber solicitado una aprobación en la Unión Europea donde, en 2018, un dictamen de la Corte de Justicia de la Unión Europea exigió que los cultivos con edición genómica sean sometidos a las mismas estrictas regulaciones que todos los organismos modificados genéticamente”.
Corteva, que fue creada a partir de la fusión de las divisiones agrícolas de Dow y DuPont, ha declarado abiertamente que está usando el maíz ceroso GM para despejar el camino a la introducción de otros cultivos GM producidos con técnicas de edición de genoma (también conocida como “edición genética” o “de genes”). La descripción de CBAN muestra múltiples documentos y citas de los ejecutivos de la compañía que muestran que, deliberadamente, se eligió un cultivo que puede ser llevado al mercado sin llamar mucho la atención o sin riesgos de demandas por responsabilidad.
“La razón por la cual estamos trabajando con el maíz ceroso es para tener esta conversación, porque [necesitábamos] avanzar con algo que tuviera como atributo una larga historia de uso seguro, [que] tuviera importantes usos industriales tanto en alimentos […], y en [otras] aplicaciones industriales, como también con el etanol”, señaló Robert Meeley, investigador científico principal en Corteva, a los delegados de la Conferencia Sobre Edición Genómica de la OCDE en 2018. “Necesitábamos hacer algo rápido y tener esta conversación ahora, de manera de sacarlo a los mercados”.
En Estados Unidos, donde se pretende que Corteva inicie su cultivo comercial, el maíz ceroso es un cultivo menor, cultivado casi totalmente para usar su almidón en alimentos y algunos productos industriales atados por contratos que mantienen en secreto de identidad con los compradores. Para la compañía, por lo tanto, existe un mínimo riesgo de que la introducción de su maíz ceroso genéticamente modificado vaya a generar una reacción pública o resulte en demandas legales por contaminación. Una introducción exitosa en Estados Unidos preparará el escenario para el cultivo comercial y la importación en otros países donde las regulaciones, sobre los cultivos transgénicos y los nuevos cultivos genéticamente modificados con edición genómica, todavía no están definidas. Esto incluye a sus vecinos de México, donde no está claro si el ambiguo decreto del gobierno sobre glifosato y maíz genéticamente modificado pondrá alguna restricción a las variedades de maíz con edición genómica. Actualmente, Corteva vende en México maíz híbrido ceroso convencional a través de su subsidiaria Pioneer Hi-Bred.
Otra importante razón por la cual Corteva eligió comenzar el desarrollo de sus cultivos de edición genómica con el “maíz ceroso” es porque es un maíz, y el maíz es, por mucho, el más lucrativo de los cultivos para venta de semillas en el mundo. Incluso el mercado de las semillas del maíz ceroso es importante y está creciendo, especialmente en China y otras partes de Asia del Este y Sudeste donde el maíz ceroso, también conocido como maíz pegajoso, es un importante cultivo para alimento y el principal tipo de maíz que las personas consumen directamente. El año pasado, investigadores chinos usaron una técnica similar para desarrollar sus propios híbridos de maíz ceroso CRISPR.
Los campesinos en China desarrollaron el maíz ceroso hace cientos de años y todavía hay miles de variedades de semillas campesinas de maíz ceroso en todo Asia. Pero las compañías de semillas como Corteva no están interesadas en estas variedades campesinas de polinización abierta. Su único interés está en vender semillas de maíz híbrido que no puedan ser guardadas por los campesinos y agricultores. El problema para las compañías de semillas, sin embargo, es que el maíz ceroso no es fácil de mejorar genéticamente como híbrido. El proceso es complicado, toma tiempo y tiende a presentar “efecto lastre” en su rendimiento (disminución de rendimiento) cuando se compara con sus contrapartes no cerosas.
La única innovación de Corteva con su maíz ceroso genéticamente modificado, es que usó la edición genómica para evitar el “efecto lastre” y acortar en un año el tiempo que les habría tomado lograr los mismos resultados mediante un mejoramiento convencional de híbridos. Para los agricultores, esto es un cambio poco notorio. Pero es enorme para las compañías de semillas, particularmente para aquellas que controlan los derechos de patentes sobre la tecnología. Esto significa que pueden producir nuevas variedades híbridas de maíz y de otros cultivos con mayor rapidez y a un menor costo que su competidores, sobre todo si pueden evitar las exigencias regulatorias y de segregación que existen para la primera oleada de cultivos genéticamente modificados. De esta manera, Corteva y otras corporaciones invierten fuertemente en la edición genómica están apostando por otra fase de consolidación, similar a la que ocurrió con la primera oleada de cultivos transgénicos, lo que les proporcionará un control aún mayor sobre el mercado global de semillas.
Pero es poco probable que el maíz ceroso convenza al público escéptico sobre los beneficios de la edición genómica. Para esto, Corteva tiene otra carta de relaciones públicas bajo la manga. Durante los últimos cinco años ha estado asociado con el Centro Internacional de Mejoramiento de Maíz y Trigo (CIMMYT) en México buscando desarrollar variedades híbridas de maíz para África mediante edición genómica. El programa es financiado por la Fundación Bill & Melinda Gates y hay una suerte de puerta giratoria que integra estrechamente las tres instituciones.1 Corteva y CIMMYT afirman que la edición genómica puede acortar a la mitad el tiempo necesario para desarrollar híbridos y que tienen planes de liberar en Kenia, para 2025, el primer lote de híbridos genéticamente modificados resistentes a la mortal necrosis del maíz. Actualmente, Kenia está redactando las leyes para regular los cultivos de edición genómica “usando como modelo los procedimientos de Argentina”.
Para ser una tecnología que está siendo promocionada como no-transgénica por los gigantes de las semillas, es difícil ver alguna diferencia con su antiguo libreto de los transgénicos.


La descripción de CBAN sobre el maíz ceroso MG de Corteva se puede revisar aquí y el informe 2020 de CBAN sobre los riesgos y las consecuencias inesperadas debido a los cultivos de edición genómica se puede revisar aquí. Para otros riesgos específicos para África, ver African Centre for Biodiversity, “Genome Editing – The next GM techno fix doomed to fail”.

1 Neal Gutterson, Director Jefe de Tecnología de Corteva hasta el año pasado, estuvo en el directorio de CIMMYT desde el año 2013 hasta 2019, momento en el que pasó a ser miembro del Sistema CGIAR System, la estructura internacional de CIMMYT. Otro de los investigadores importantes de Crispr en Corteva, Renee Lafitte, acostumbraba a trabajar en CIMMYT y en International Rice Research Institute (IRRI), ahora es Director Adjunto de investigación y desarrollo en el progama de Desarrollo Agrícola en la Fundación Bill & Melinda Gates. AddThis Sharing ButtonsShare to FacebookShare to Twitter

Fuente: GRAIN

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Usamos cookies para personalizar el contenido y los anuncios, para proporcionar funciones de redes sociales y para analizar nuestro tráfico. También compartimos información sobre su uso de nuestro sitio con nuestros socios de redes sociales, publicidad y análisis. View more
Cookies settings
Aceptar
No
Polí­tica de privacidad y cookies
Privacy & Cookies policy
Cookie nameActive

Quiénes somos

La dirección de nuestra web es: https://simientedisidente.com. Lo que sigue es la política de privacidad de datos que puedan ofrecerse por quienes interacciones con este sitio.

Tu información de contacto

Simientedisidente.com cumple con la normativa de privacidad de los datos. Al solicitar los boletines, autorizas a la La Delicia de Leer a recabar y tratar automatizadamente en un fichero del que es responsable todos tus datos. En cualquier momento podrás ejercitar los derechos de acceso, cancelación, rectificación y oposición de tus datos personales, de conformidad con lo establecido en la Ley 15/1999, de 13 de diciembre sobre Protección de Datos de Carácter Personal. La Delicia de Leer se compromete a no ceder a terceros los datos facilitados.

Qué datos personales recogemos y por qué los recogemos

Comentarios

Esta web no tiene habilitada la opción de comentarios, pero si la tuviera en algún momento lo que sigue garantiza la privacidad de los datos suministrados para ello: Cuando los visitantes dejan comentarios en la web, recopilamos los datos que se muestran en el formulario de comentarios, así como la dirección IP del visitante y la cadena de agentes de usuario del navegador para ayudar a la detección de spam. Una cadena anónima creada a partir de tu dirección de correo electrónico (también llamada hash) puede ser proporcionada al servicio de Gravatar para ver si la estás usando. La política de privacidad del servicio Gravatar está disponible aquí: https://automattic.com/privacy/. Después de la aprobación de tu comentario, la imagen de tu perfil es visible para el público en el contexto de su comentario.

Medios

Si subes imágenes a la web deberías evitar subir imágenes con datos de ubicación (GPS EXIF) incluidos. Los visitantes de la web pueden descargar y extraer cualquier dato de localización de las imágenes de la web.

Cookies

Si dejas un comentario en nuestro sitio puedes elegir guardar tu nombre, dirección de correo electrónico y web en cookies. Esto es para tu comodidad, para que no tengas que volver a rellenar tus datos cuando dejes otro comentario. Estas cookies tendrán una duración de un año. Si tienes una cuenta y te conectas a este sitio, instalaremos una cookie temporal para determinar si tu navegador acepta cookies. Esta cookie no contiene datos personales y se elimina al cerrar el navegador. Cuando inicias sesión, también instalaremos varias cookies para guardar tu información de inicio de sesión y tus opciones de visualización de pantalla. Las cookies de inicio de sesión duran dos días, y las cookies de opciones de pantalla duran un año. Si seleccionas "Recordarme", tu inicio de sesión perdurará durante dos semanas. Si sales de tu cuenta, las cookies de inicio de sesión se eliminarán. Si editas o publicas un artículo se guardará una cookie adicional en tu navegador. Esta cookie no incluye datos personales y simplemente indica el ID del artículo que acabas de editar. Caduca después de 1 día.

Contenido incrustado de otros sitios web

Los artículos de este sitio pueden incluir contenido incrustado (por ejemplo, vídeos, imágenes, artículos, etc.). El contenido incrustado de otras web se comporta exactamente de la misma manera que si el visitante hubiera visitado la otra web. Estas web pueden recopilar datos sobre ti, utilizar cookies, incrustar un seguimiento adicional de terceros, y supervisar tu interacción con ese contenido incrustado, incluido el seguimiento de tu interacción con el contenido incrustado si tienes una cuenta y estás conectado a esa web.

Plugin de Seguridad

La dirección IP de los visitantes, el ID de los usuarios conectados y el nombre de usuario de los intentos de acceso se registran de manera condicional para comprobar actividad maliciosa y proteger el sitio de tipos específicos de ataques. Ejemplos de condiciones en las que se hace registro son los intentos de acceso, solicitudes de desconexión, solicitudes de URLs sospechosas, cambios en el contenido del sitio y cambios de contraseñas. Esta información se conserva durante 60 días.

Con quién compartimos tus datos

La Delicia de Leer se compromete a no ceder a terceros los datos facilitados. Este sitio se ha analizado para buscar malware y vulnerabilidades potenciales usando SiteCheck de Sucuri. No enviamos información personal a Sucuri; no obstante, Sucuri podría encontrar información personal publicada públicamente (como la que hay en los comentarios) durante su análisis. Para más detalles, por favor, ve la política de privacidad de Sucuri.

Cuánto tiempo conservamos tus datos

Si dejas un comentario, el comentario y sus metadatos se conservan indefinidamente. Esto es para que podamos reconocer y aprobar comentarios sucesivos automáticamente en lugar de mantenerlos en una cola de moderación. De los usuarios que se registran en nuestra web (si los hay), también almacenamos la información personal que proporcionan en su perfil de usuario. Todos los usuarios pueden ver, editar o eliminar su información personal en cualquier momento (excepto que no pueden cambiar su nombre de usuario). Los administradores de la web también pueden ver y editar esa información. Los registros de seguridad se conservan 60 días.

Qué derechos tienes sobre tus datos

Si tienes una cuenta o has dejado comentarios en esta web, puedes solicitar recibir un archivo de exportación de los datos personales que tenemos sobre ti, incluyendo cualquier dato que nos hayas proporcionado. También puedes solicitar que eliminemos cualquier dato personal que tengamos sobre ti. Esto no incluye ningún dato que estemos obligados a conservar con fines administrativos, legales o de seguridad.

Dónde enviamos tus datos

Los comentarios de los visitantes puede que los revise un servicio de detección automática de spam. Este sitio es parte de una red de sitios que se protege contra ataques de fuerza bruta distribuidos. Para activar esta protección se comparte la IP de los visitantes que tratan de acceder al sitio con un servicio facilitado por ithemes.com. Para detalles sobre la política de privacidad, por favor, ve la política de privacidad de iThemes.
Save settings
Cookies settings