Francia aprueba un proyecto de ley en favor de una alimentación más saludable para todos

La Asamblea Nacional Francesa ha aprobado un proyecto de ley en favor de una alimentación más saludable y accesible, que pone el acento en diversas medidas de aplicación directa en la restauración social y colectiva, en línea con los objetivos de sostenibilidad para 2022. Paola Hernández nos explica en este artículo algunas de las claves fundamentales del nuevo texto.

El pasado 2 de octubre de 2018, la Asamblea Nacional Francesa finalmente aprobó (con 227 votos a favor, 136 en contra y 11 abstenciones) el proyecto de ley “para el equilibrio de las relaciones comerciales entre el sector agrícola y alimentario, con el fin de conseguir que la alimentación sea saludable, sostenible y accesible para todos”.

Las medidas que tendrán las consecuencias más directas para la comunidad, se relacionan con la restauración colectiva. En particular con el objetivo de que para el año 2022, los servicios de restauración deberán ofrecer al menos un 50% de productos con un signo de calidad (para proteger más eficazmente los alimentos del maltrato animal o para reducir el uso de productos fitosanitarios…), de los cuales un 20% deberá incluir productos de agricultura ecológica o integrada. Para ello, también se debe tener en cuenta que se promoverá que al menos el 15% de las tierras agrícolas se destinen a la producción ecológica para fines de 2022.

Las colectividades también estarán obligadas a promover productos de comercio justo procedentes de pequeñas y medianas empresas, así como la compra de productos en el marco de proyectos territoriales de alimentos. Para ello, se ha propuesto la creación de ‘Comités regionales de alimentos’ para organizar la consulta necesaria para lograr los objetivos establecidos.

Igualmente, los responsables de los servicios de restauración colectiva deberán proponer, experimentalmente, durante dos años, un menú vegetariano a la semana, así como la elaboración de un plan plurianual de diversificación de proteínas, incluidas las alternativas proteicas de origen vegetal, como las legumbres. Este experimento, cuyos resultados se enviarán al Parlamento a más tardar seis meses antes de su finalización, servirá para medir el impacto de este tipo de menús en el desperdicio de alimentos, las tasas de asistencia y el costo de las comidas. Además, desde el 1 de enero de 2020, las entidades jurídicas de derecho público y privado tendrán que informar a sus usuarios de la composición y calidad nutricional de sus menús/comidas a través de diferente medios.

El nuevo proyecto de ley también hace referencia a:

– La prohibición (a partir de enero de 2020) en el uso de diversos utensilios y recipientes de plástico desechables (pajitas, cubiertos, recipientes para cocinar alimentos) y las botellas de agua de plástico.
– La obligación (a partir del 1 de julio de 2021) de poner a disposición de los comensales bolsas/recipientes reutilizables o reciclables para llevarse la comida o bebida no consumida.
– La puesta en marcha de una lucha más activa contra el desperdicio de alimentos en la restauración social y colectiva, y la industria agroalimentaria.

Esta ley, como he mencionado anteriormente de forma breve, también proporcionará a los productores “más transparencia y seguridad” durante las negociaciones comerciales y, en última instancia, les permitirán “vivir dignamente de su trabajo”. Para ello, se hará uso de diversos indicadores validados por los actores de cada sector (productores, distribuidores y procesadores), teniendo en cuenta el análisis de ciclo de vida de cada producto alimentario –producción, procesamiento, envasado, transporte, almacenamiento y consumo–.

Cada una de estas etapas tiene un mayor o menor impacto en el medio ambiente. Por ello, dentro del espíritu del proyecto de ley, los compradores estarán obligados a favorecer los productos que han demostrado un menor impacto ambiental en comparación con otros productos similares. Estos análisis todavía no están muy extendidos en el sector agroalimentario y pueden terminar discriminando a los productores locales y las microempresas. Sin embargo, a partir de la entrada en vigor de esta ley, el comprador podrá gradualmente y sin entrar en formalismos, solicitar a los proveedores cierta información relacionada con los modos de producción agrícola, las emisiones de gases de efecto invernadero relacionadas con el transporte de bienes o la naturaleza de los materiales de embalaje.

En busca de soluciones para compensar los costes adicionales

El proyecto de ley plantea sin duda muchos retos, dado el clima de austeridad y restricciones presupuestarias que vivimos, por lo tanto, será necesario encontrar soluciones para compensar el coste adicional de comprar productos de calidad.

Particularmente, la preocupación se ha enfocado en los productos ecológicos que, de acuerdo con la Agencia BIO, siguen soportando un coste adicional de alrededor del 18% (sobre todo cuando se habla de productos lácteos o carne orgánica), pese a que la agricultura ecológica ha estado en auge durante diez años y crecido otro 22% entre 2015 y 2016 en Francia. Por esta razón, la ley quiere fomentar, desarrollar y democratizar más economías de escala que hagan posible el acceso a los productos orgánicos.

Para la restauración colectiva ya existen guías sobre este tema, centradas en la adaptación de los gramajes servidos a las necesidades y preferencias de los diferentes usuarios; la reducción de las cantidades de carne proponiendo regularmente comidas alternativas o vegetarianas; y en a seguridad de que los productos sean frescos y de temporada. Sin embargo, tal y como han coincidido todos los actores involucrados en la elaboración de esta ley, hace falta formar, educar y dar valor a la comida.

Personalmente, me siento entusiasmada por los cambios que se están promoviendo en nuestro país vecino y preocupada por la orientación en el nuestro. Desde Mensa Cívica siempre hemos pensado que la comida social de un país es un reflejo del estado de la alimentación en el mismo. Y, aunque bien es cierto que poco a poco están surgiendo iniciativas interesantes y que merecen la pena ser destacadas, la verdad es que todavía falta más reconocimiento por parte de los responsables políticos y otros actores de la cadena de valor, del papel que nuestra comida puede jugar en el futuro. Un futuro que necesita ser más sostenible en todos los sentidos.

Paola Hernández es graduada en Ciencia y Tecnología de los Alimentos y del Máster Europeo de Salud Pública. Trabaja la Health Care Without Harm Europe como técnica de proyectos de alimentación hospitalaria. Es miembro de la junta directiva de Mensa Cívica y su representante en el grupo de trabajo de la Comisión Europea para la elaboración del Pliego de Compras verdes en la UE. @: phernandezolivan@gmail.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Usamos cookies para personalizar el contenido y los anuncios, para proporcionar funciones de redes sociales y para analizar nuestro tráfico. También compartimos información sobre su uso de nuestro sitio con nuestros socios de redes sociales, publicidad y análisis. View more
Cookies settings
Aceptar
No
Polí­tica de privacidad y cookies
Privacy & Cookies policy
Cookie nameActive

Quiénes somos

La dirección de nuestra web es: https://simientedisidente.com. Lo que sigue es la política de privacidad de datos que puedan ofrecerse por quienes interacciones con este sitio.

Tu información de contacto

Simientedisidente.com cumple con la normativa de privacidad de los datos. Al solicitar los boletines, autorizas a la La Delicia de Leer a recabar y tratar automatizadamente en un fichero del que es responsable todos tus datos. En cualquier momento podrás ejercitar los derechos de acceso, cancelación, rectificación y oposición de tus datos personales, de conformidad con lo establecido en la Ley 15/1999, de 13 de diciembre sobre Protección de Datos de Carácter Personal. La Delicia de Leer se compromete a no ceder a terceros los datos facilitados.

Qué datos personales recogemos y por qué los recogemos

Comentarios

Esta web no tiene habilitada la opción de comentarios, pero si la tuviera en algún momento lo que sigue garantiza la privacidad de los datos suministrados para ello: Cuando los visitantes dejan comentarios en la web, recopilamos los datos que se muestran en el formulario de comentarios, así como la dirección IP del visitante y la cadena de agentes de usuario del navegador para ayudar a la detección de spam. Una cadena anónima creada a partir de tu dirección de correo electrónico (también llamada hash) puede ser proporcionada al servicio de Gravatar para ver si la estás usando. La política de privacidad del servicio Gravatar está disponible aquí: https://automattic.com/privacy/. Después de la aprobación de tu comentario, la imagen de tu perfil es visible para el público en el contexto de su comentario.

Medios

Si subes imágenes a la web deberías evitar subir imágenes con datos de ubicación (GPS EXIF) incluidos. Los visitantes de la web pueden descargar y extraer cualquier dato de localización de las imágenes de la web.

Cookies

Si dejas un comentario en nuestro sitio puedes elegir guardar tu nombre, dirección de correo electrónico y web en cookies. Esto es para tu comodidad, para que no tengas que volver a rellenar tus datos cuando dejes otro comentario. Estas cookies tendrán una duración de un año. Si tienes una cuenta y te conectas a este sitio, instalaremos una cookie temporal para determinar si tu navegador acepta cookies. Esta cookie no contiene datos personales y se elimina al cerrar el navegador. Cuando inicias sesión, también instalaremos varias cookies para guardar tu información de inicio de sesión y tus opciones de visualización de pantalla. Las cookies de inicio de sesión duran dos días, y las cookies de opciones de pantalla duran un año. Si seleccionas "Recordarme", tu inicio de sesión perdurará durante dos semanas. Si sales de tu cuenta, las cookies de inicio de sesión se eliminarán. Si editas o publicas un artículo se guardará una cookie adicional en tu navegador. Esta cookie no incluye datos personales y simplemente indica el ID del artículo que acabas de editar. Caduca después de 1 día.

Contenido incrustado de otros sitios web

Los artículos de este sitio pueden incluir contenido incrustado (por ejemplo, vídeos, imágenes, artículos, etc.). El contenido incrustado de otras web se comporta exactamente de la misma manera que si el visitante hubiera visitado la otra web. Estas web pueden recopilar datos sobre ti, utilizar cookies, incrustar un seguimiento adicional de terceros, y supervisar tu interacción con ese contenido incrustado, incluido el seguimiento de tu interacción con el contenido incrustado si tienes una cuenta y estás conectado a esa web.

Plugin de Seguridad

La dirección IP de los visitantes, el ID de los usuarios conectados y el nombre de usuario de los intentos de acceso se registran de manera condicional para comprobar actividad maliciosa y proteger el sitio de tipos específicos de ataques. Ejemplos de condiciones en las que se hace registro son los intentos de acceso, solicitudes de desconexión, solicitudes de URLs sospechosas, cambios en el contenido del sitio y cambios de contraseñas. Esta información se conserva durante 60 días.

Con quién compartimos tus datos

La Delicia de Leer se compromete a no ceder a terceros los datos facilitados. Este sitio se ha analizado para buscar malware y vulnerabilidades potenciales usando SiteCheck de Sucuri. No enviamos información personal a Sucuri; no obstante, Sucuri podría encontrar información personal publicada públicamente (como la que hay en los comentarios) durante su análisis. Para más detalles, por favor, ve la política de privacidad de Sucuri.

Cuánto tiempo conservamos tus datos

Si dejas un comentario, el comentario y sus metadatos se conservan indefinidamente. Esto es para que podamos reconocer y aprobar comentarios sucesivos automáticamente en lugar de mantenerlos en una cola de moderación. De los usuarios que se registran en nuestra web (si los hay), también almacenamos la información personal que proporcionan en su perfil de usuario. Todos los usuarios pueden ver, editar o eliminar su información personal en cualquier momento (excepto que no pueden cambiar su nombre de usuario). Los administradores de la web también pueden ver y editar esa información. Los registros de seguridad se conservan 60 días.

Qué derechos tienes sobre tus datos

Si tienes una cuenta o has dejado comentarios en esta web, puedes solicitar recibir un archivo de exportación de los datos personales que tenemos sobre ti, incluyendo cualquier dato que nos hayas proporcionado. También puedes solicitar que eliminemos cualquier dato personal que tengamos sobre ti. Esto no incluye ningún dato que estemos obligados a conservar con fines administrativos, legales o de seguridad.

Dónde enviamos tus datos

Los comentarios de los visitantes puede que los revise un servicio de detección automática de spam. Este sitio es parte de una red de sitios que se protege contra ataques de fuerza bruta distribuidos. Para activar esta protección se comparte la IP de los visitantes que tratan de acceder al sitio con un servicio facilitado por ithemes.com. Para detalles sobre la política de privacidad, por favor, ve la política de privacidad de iThemes.
Save settings
Cookies settings